Geocitiesizer es toda una joya para los arqueólogos web: convierte cualquier página web de las actuales al viejuno estilo de las primeras web de Geocities en los 90. La conversión incluye un uso abusivo de la Comic Sans, fondos de pantalla tan absurdos como imposibles, GIFs animados (si tienes suerte: «el bebé que baila»), contadores y pastillas del tipo «Esto se ve mejor con Netscape» e incluso si subes el volumen… ¡música de fondo! Ah, qué tiempos aquellos…